Noto


NOTO es una bellísima ciudad de la provincia de Siracusa, declarada Patrimonio de Humanidad por la UNESCO en 1996. Todo el centro es barroco, ya que la ciudad fue completamente construida tras el terremoto que, en 1693, arrasó Noto Antica, resultando ubicada en un lugar privilegiado por su exposición ideal a la luz del sol. La nueva construcción de la ciudad sirvió de excusa a la ostentación de la nobleza y el clero, que compitieron por ver quién construía los edificios más aparentes.
La Porta  Reale da la bienvenida a un escenario tardobarroco único en Europa, calles paralelas con plazas intercaladas que se plantearon como grandes escenarios al aire libre, con escalinatas, terrazas y desniveles. Es fantástico pasear por el Corso Vittorio Emanuele III, arteria principal de la ciudad que, en verano, se encuentra hasta los topes de terracitas, paseantes y niños jugando, o callejear por sus alrededores, descubriendo iglesias, palacios, conventos…
Es recomendable visitarla al atardecer, momento del día en que la piedra miel de sus numerosos monumentos adquiere una cálida tonalidad dorada.

VISITAS RECOMENDABLES:

Duomo o Catedral de San Nicolo: En una de las plazas más bonitas de la ciudad, enmarcada por el Palacio Episcopal, la iglesia del monasterio de San Salvatore, el Palazzo Landolina, el Palazzo Ducezio, actual sede del Ayuntamiento, y el teatro municipal, se alza el Duomo, tras una imponente escalinata de tres tramos, con una espléndida facha de dos plantas de columnas coronada por los cuatro evangelistas. foto: flickr

Santa Chiara: Es bellísima iglesia ovalada a modo de bombonera revestida de estuco blanco y dorado, la visita incluye subida a la azotea desde donde se puede disfrutar de las tonalidades doradas que adquiere el Duomo al atardecer.

Palazzo Nicolai di Villadorata: Son admirables sus espectaculares balcones copiosamente decorados con ménsulas representativas de figuras grotescas, con forma de sirenas, caballos, leones, demonios y angelotes. Sorprende, además, el particular diseño de las barandillas, completamente curvas, que permitía que las mujeres de la nobleza pudieran asomarse cómodamente con sus amplios vestidos.
 Este fantástico palacio, que cuenta con más de 90 estancias, ha de visitarse con guía. No obstante su precio, merece la pena pasearse por sus aristocráticas habitaciones magníficamente decoradas con techos tapizados, frisos y suelos de cerámica azul. Es como entrar en la película Il Gatopardo.

MUY CERCA:

Reserva Cavagrande del fiume Cassibile: Pasear por el impresionante cañón del rio Cassabile, con sus cascadas y zonas de baño de agua clara, aunque agotador, es una de las más gratificantes de la visita a Sicilia.

Lido di Noto: Una de las playas más bonitas en la parte este de Sicilia.

Villa romana di Tellaro: Esta villa romana del siglo IV fue descubierta en 1971 y, aunque continúan los trabajos arqueológicos, ya pueden visitarse los mosaicos polícromos más artísticos de Italia, mejor conservados que los de Piazza Armerina. Encontramos tres áreas con pisos de mosaico: en el porche se representa un episodio de la Ilíada, la recuperación del cuerpo de Héctor; en la zona oeste, un mosaico incompleto con cuatro guirnaldas; y, en la tercera zona, un mosaico con escenas de caza con una variedad de colores impresionante.






0 comentarios: